Nacionales

Honduras permite importación de vehículos sin restricción de año

Vehículos
Ikal Cablecolor

La Administración Aduanera de Honduras autorizó la importación sin restricción de año de fabricación, según los estipulado en la amnistía vehicular aprobada y vigente después de su publicación en el diario oficial La Gaceta.

La autoridades permiten el ingreso de vehículos del 1997 en adelante y pagarán bajo el régimen impositivo vigente. Deben realizar el pago de matrícula y tasa municipal, según el domicilio de su propietario.

Lea también: Asesinan a dos albañiles en la Flor de Cuba en San Pedro Sula

Sin embargo, la administración estableció algunas restricciones en cuanto a la importación y nacionalización de vehículos reconstruidos, con modificaciones en el chasis o estructura básica.

También, no se permitirá el ingreso de automotores que tengan soldadura eléctrica, autógena u otras que no garanticen la seguridad al usuario.

Lea también: Geovanny Fuentes negó a la DEA el supuesto apoyo financiero para campaña del presidente Hernández

De igual forma, prohíben la importación de automóviles que tengan o tuvieron el timón al lado derecho y carros que sean irreparables o estén catalogados como chatarra.

Anteriormente, la Administración Aduanera hondureña solo permitía la entrada de vehículos estilo pick up con 12 años de antigüedad y 10 años para el estilo turismo.


Le puede interesar:


TOME NOTA | Aquí las restricciones que se implementarían para el feriado de Semana Santa

A vísperas de Semana Santa las autoridades hondureñas ya visualizan tomar algunas restricciones tomando en cuenta la pandemia de la COVID–19, enfermedad que mantiene casi a toda su capacidad los centros asistenciales del país.

En ese sentido, la Asociación de Municipios de Honduras (AMHON) y la Comisión Nacional de Prevención de Movilizaciones Masivas (CONAPREMM), giraron una serie de restricciones a los 298 municipios en las que sobrealen las medidas de bioseguridad para esta Semana Santa.

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario

El Milagro
Abracemos a honduras